A ocho dólares aumenta salario mínimo en Venezuela




A través de un decreto, el presidente Maduro anunció el aumento del salario mínimo en Venezuela a casi 8 dólares mensuales, el doble de lo que antes recibían los trabajadores bolivarianos.

El salario básico pasó de 18.000 bolívares (3,46 dólares) a 40.000 bolívares (7,6 dólares). La nueva medida, además, tiene un carácter retroactivo al 16 de abril.
Sin embargo, este incremento -presentado en medio de una espiral hiperinflacionaria y una fuerte devaluación- es insuficiente para los venezolanos, al cubrir solo una décima parte del costo de la canasta básica alimentaria.
El nuevo aumento salarial alcanza para comprar alrededor de cuatro kilos de carne de res, según el Centro de Documentación y Análisis para los Trabajadores (CENDA).

A la par, el mandatario chavista reactivó el pago de bonos de alimentación de 25.000 bolívares (4,8 dólares). Un subsidio que tampoco tiene impacto real en las prestaciones sociales de las personas empleadas en el país sudamericano.

Este es el segundo aumento salarial decretado por Maduro en lo que va de año. En 2018 ordenó seis incrementos, los cuales no lograron que los venezolanos estabilizaran su poder adquisitivo.


Actualmente, Venezuela se encuentra sumergida en una grave crisis económica con una inflación que el Fondo Monetario Internacional (FMI) ha proyectado en 10.000.000% para 2019 y escasez de medicinas y suministros básicos.

Todo ello, unidos a las sanciones decretadas por Washington. Este lunes entrará en vigor la medida impuesta por la administración de Donald Trump que busca limitar los negocios y transacciones relacionadas con el petróleo venezolano en territorio estadounidense.

En diversas intervenciones Maduro ha asegurado que las sanciones emitidas por el Gobierno de Estados Unidos han causado pérdidas a la economía nacional valoradas en  30.000 millones de dólares.

El pasado agosto el mandatario intentó aliviar la crisis mediante “un plan de reformas”. El resultado final devino en la eliminación de cinco ceros al bolívar y una devaluación del 96%, la moneda se ha depreciado un 98,8% adicional.

Fuente: CiberCuba

Comentarios